InmigraciónNoticias

Obispos piden más apoyo para indocumentados

Share this article

Por Conferencia Católica de California

Los obispos católicos de California han pedido al gobernador Gavin Newsom incrementar la ayuda proporcionada a indocumentados y a residentes de bajos ingresos del estado “porque el virus no conoce la diferencia entre una persona con documentos legales y una sin”.

La organización de obispos, que se llama la Conferencia Católica de California, es liderada por el Obispo Robert McElroy de San Diego.

El Domingo de Pascua el Papa Francisco habló al mundo y pidió solidaridad en este momento de crisis. Le pidió a los gobernantes “reconocer que la dignidad humana igual y fundamental de toda persona humana, no la clase económica o el estado de la documentación, debe ser el principio central para forjar programas de asistencia en este momento de crisis”.

El gobernador Newsom ya ha ampliado la ayuda de estímulo a los residentes de California que no tienen estatus legal, pero los Obispos le han pedido hacer aún más, puesto que la pandemia continúa causando estragos en California, el país y el mundo.

A mediados de abril el Gobernador de California dijo que el estado está creando un fondo de asistencia por desastre para californianos indocumentados de 125 millones de dólares. Aproximadamente, 150 mil adultos indocumentados de California recibirán un un beneficio en efectivo por única vez de 500 dólares por adulto con un límite de mil dólares por hogar.

En la carta, los Obispos le pidieron al Gobernador:

  • Ampliar la elegibilidad del Seguro Estatal de Incapacidad (SDI, por sus siglas en inglés) para trabajadores desempleados como resultado del COVID-19 pero que no son elegibles para el Seguro de Desempleo (UI, por sus siglas en inglés);
  • Enviar pagos de $1,200 a todos los californianos que calificaron para el Crédito Tributario por Ingreso del Trabajo de California (CalEITC, por sus siglas en inglés) el año pasado o este año, así como a cualquier declarante que haya utilizado un Número de Identificación de Contribuyente Individual (ITIN, por sus siglas en inglés) y cumpla con los mismos niveles de ingresos que CalEITC;
  •  Ampliar permanentemente el CalEITC para las personas que declaran sus impuestos utilizando el ITIN;
  •  Asegurar que el tratamiento para el COVID-19 (no solo las pruebas) sea cubierto por el MediCal de Emergencias;
  •  Ampliar las opciones sin-costo o a bajo-costo para trabajadores esenciales para mantener el suministro de alimentos de California; y
  •  Poner más dinero a disposición de los bancos de alimentos y los distritos escolares para ampliar su capacidad de obtener alimentos e información sobre nuevos programas de ayuda para familias necesitadas.

En su carta, los Obispos señalaron que ampliar la asistencia a todos los residentes durante la pandemia es necesario para prevenir la propagación del virus. “Muchos migrantes indocumentados cuidan nuestros campos y producen los productos agrícolas que sostienen a gran parte de la nación. Al ampliar la protección de personas sin estatus permanente, el gobernador estará protegiendo a TODOS los Californianos”, los Obispos escribieron.

 

 

.

 

 

You May Also Like

Menú